Se conoce por la cumbre del clima al conjunto de conferencias de Naciones Unidas sobre el medio ambiente y su desarrollo. en esta se reúnen jefes de estado y de gobierno, ministros, representantes de gobiernos de 196 países, organizaciones internacionales, grandes empresas y organizaciones empresariales, actores de la sociedad civil y de distintas ong ambientales y medios de comunicación de todo el mundo para alcanzar acuerdos que contribuyan a la mejora del medio ambiente, a combatir el cambio climático, al desarrollo y la biodiversidad, etc.

Este año 2019, tras los disturbios sucedidos durante los últimos meses en Chile (estaba previsto que la Cumbre se celebrara en este país), se decidió trasladar la comitiva a Madrid (COP25), una cumbre para 25.000 pero con una protagonista clara: Greta Thumberg, pero ¿cómo ha sido su paso por la capital?:

👆 Antes de seguir:

Suscríbete a nuestra Newsletter para informarte sobre alimentación, hogar, moda sostenible y bienestar.

Sé parte del cambio. 🌎

1. El discurso. Entre toda la muchedumbre destacaba la presencia de la activista Greta Thumberg, la adolescente sueca que se ha convertido en todo un icono de la lucha contra el cambio climático. Si algo hemos aprendido de esta joven de 15 años es que la edad no importa cuando la lucha lo merece. La popularidad que persigue a Greta no pasó desapercibida en España, todas las miradas iban dirigidas a su discurso que “no tuvo el tono personal ni la emoción de otras de sus famosas intervenciones ante mandatarios” como señalaron distinto medios de comunicación. Aquí la presentación de Greta Thumberg que, sin duda, invita a la reflexión: “Mi nombre es Greta Thunberg, tengo 15 años y soy de Suecia. Mucha gente dice que Suecia es solo un país pequeño y que no importa lo que hagamos. Pero he aprendido que nunca eres demasiado pequeño para marcar la diferencia y si algunos niños pueden aparecer en los titulares de todo el mundo simplemente por no ir a la escuela, imagina qué podríamos hacer todos juntos si realmente quisiéramos”.

2. La manifestación. Greta apareció por sorpresa a la multitudinaria manifestación, después de haber llegado en tren desde Lisboa. La delegación de Gobierno cifra en 15.000 personas mientras que la organización habla de medio millón. Sea como sea se quedaron con una persona menos a medida que transcurría la marcha, Thunberg tuvo que abandonar la manifestación bajo la recomendación de la policía, pues resultó imposible avanzar al verse rodeada de miles de personas, prensa y otros curiosos, aunque sí pudo participar en el acto final.

3. Los datos de la activista. Muchos son los detractores de la adolescente que exigían un discurso apoyado en datos científicos, por esa razón Greta los ha dado en la COP25 de Madrid: “Emitimos 42 gigatoneladas de CO2 al año”  (42 mil millones de toneladas). “Con estas emisiones, tenemos unos 8 años hasta llegar al máximo de la cuota de carbono establecida”. Lo importante es que los países subdesarrollados y en vías de desarrollo son los más afectados por el cambio climático, y sin embargo parece que son precisamente a ellos a quienes más se les exige”. Curiosamente son estos los que menos contaminan también;  según un estudio de Oxfam Intermón los países de renta alta emiten 44 veces más CO2 que los menos desarrollados.

Sin duda, la visita de la activista sueca fue el centro de todos los focos en esta Cumbre del Clima, pero también un altavoz más que rentable y eficaz para trasladar el mensaje a través de su discurso, presencia y datos aportados. 

En BeLocal Life apostamos por un mejor estilo de vida apoyando el comercio local a través de sus productos y servicios. Encuentra lo que buscas en el mayor ecosistema de negocios sostenibles.